ENTREVISTAS

El Guerrero

Por  | 

Hay un poema en particular, “El Guerrero”, en donde describís una batalla que peleás con ciertos compañeros.  Ahora empezaste una en la que estás vos sólo batallando. ¿Qué pasó las primeras veces que te encontraste vos con un tocadiscos, una guitarra y tus poemas frente a la gente que te veía?

Fue una experiencia totalmente distinta a lo que estoy acostumbrado, y me gusta pensarlo con el poema “El Guerrero” porque de alguna manera explica cómo suelo encarar la situación de salir a tocar. Suelo encararla con mis hermanos y como un bloque. El Bordo es un puño sonando todos al mismo tiempo y cayendo todos en el mismo lugar. Y acá estaba yo solo proponiendo estas canciones y estos poemas que son más personales y en un formato más íntimo.

Creo que la primera o las primeras veces fueron realmente movilizantes porque me encontraba en un lugar distinto y de alguna manera hasta incómodo para mí. Pero yo soy de los que piensan que la incomodidad la tenés que atravesar viviéndola. Si hay algo que te pone incómodo tenés que ir, encararlo y hacerlo. Al menos esa fue siempre mi forma de pensar. Soy un poco extremo incluso. Por ejemplo, yo tengo vértigo médico; de chico tuve un problema de audición y eso está muy conectado con el equilibrio, entonces no puedo ponerme en lugares muy altos. Así que ya un poco más grande me dije: “¿Así que tengo vértigo? Bueno, me voy a tirar en paracaídas, no quiero decir más que tengo vértigo”. ¿Y dónde quedó el vértigo? No lo sé. Creo que está en uno siempre.

*Subnota de “La búsqueda en la vida es ser auténtico”

Redacción ElAcople.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *