ACTUALIDAD

El fin de Logos

Por  | 

La legendaria banda de heavy metal liderada por Beto Zamarbide se separó por diferencias musicales y artísticas.

Según un comunicado que apareció en su página webLogos decidió darle un punto final a esta segunda etapa. Esta determinación fue tomada en conjunto entre los dos integrantes históricos, el cantante Beto Zamarbide y el guitarrista Miguel Roldán, por disparidad de pensamientos.

Las dos etapas del grupo fueron bien distintas. La primera que duró entre 1990 y 1998 fue de mucho éxito con tres discos que alcanzaron una muy buena difusión. Su debut “La industria del poder” (1993) contiene clásicos del heavy metal nacional como “Ven a la eternidad” y “Como relámpago en la oscuridad”.

En 2004 retomaron los escenarios, aunque en esta oportunidad las cosas no les serían tan sencillas. La cantidad de público mermaría considerablemente, y su único álbum de estudio en este período, “Plan mundial para la destrucción” (2006), no consiguió despertar el cariño deseado en sus seguidores.

De todas formas, trabajaron incansablemente para recuperar ese terreno perdido, con el apoyo constante de la productora independiente Hurling Metal. Durante estos años giraron por varios país de América como México, Colombia y Paraguay, y recorrieron nuestro país en infinidad de ocasiones.

A continuación, el comunicado completo, informado la separación del conjunto, firmado por el propio Zamarbide:

Durante más de dos décadas, el público metalero, se ha acostumbrado a escuchar grandes anuncios a lo largo de nuestra carrera. Juntos, siempre hemos compartido nuestra historia y legado. Hoy, sin embargo, tenemos que hacer público, unos de esos anuncios que no desearíamos dar nunca. Desafortunadamente, por diferencias relevantes en la dirección musical y artística de nuestro grupo, nos obligan a tomar la decisión, junto a Miguel Roldán, de no continuar con la trayectoria artística de Logos.

En los últimos años, y con gran esfuerzo e ilusión hemos llevado nuestra música a cada rincón de Argentina y América Latina. No ha sido un camino fácil pero sí lleno de emociones y experiencias de vida que hemos compartido con nuestro público en cada concierto. En cada lugar pequeño o grande donde cada uno de ustedes nos abrió sus puertas y sus corazones. Por eso, quiero a través de estas líneas agradecer desde lo más profundo de mi corazón, el sacrificio compartido por nuestro management Hurling Metal y cada uno de ustedes que siempre nos permitieron ser más y mejores. Ese fervor, ese calor que siempre estuvo presente, permanecerá en mí mientras tenga energía, para no “rendirme” jamás. La historia está aún por escribirse y aunque esto sea un adiós a Logos, siempre siguen quedando hojas en blanco.

Redacción ElAcople.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *