SHOWS

Bastante variado el cuarto

Por  | 

Hay de todo como en Botica diría mi viejo. La cuarta fecha del festival se mostraba como la más diversa, con muchas vertientes de la música que se dieron cita en los tres escenarios de la Comuna de San Roque.

Desgraciadamente llegamos al predio cuando MIRANDA! finalizaba su última canción sobre el escenario principal. Según los presentes el show fue increíble y la gente los supo disfrutar. Luego, en la conferencia de prensa, se mostraron felices por la respuesta de la audiencia y explicaron que usaron brazaletes negros por lo sucedido en Cromañón, además de comentar que no se sienten la cabeza del movimiento de pop electrónico, sino “la cola”. Antes que ellos estuvieron los uruguayos de ASTROBOY y los platenses de ESTELARES.

En tanto en el escenario de Topline se iban sucediendo los shows de LAS TRAMPAS DE LILI, OISIN y ANA VOLENA que captaron la atención de la gente que se desplazaba de lado a lado (el stage estaba ubicado entre el principal y el temático). PERRO CIEGO, PEZ (con un desubicado chiste sobre lo que pasó en Cromañon en boca de ARIEL MINIMAL) y LOVORNE, la banda de LUCIANO NAPOLITANO, hicieron lo suyo desde el escenario de Rock y Blues.

Volvamos al Principal. SUPER RATONES brindó un set en el que repasaron su última placa “Urgente” ante muy poca gente. Promediando sonó una muy buena versión de “Ana no duerme” de LUIS ALBERTO SPINETTA. Siguiendo con el ilustre apellido, luego fue el turno de DANTE quien dio un muy prolijo set.

Se iba haciendo de noche

VICENTICO comenzó su show con algunos efectos de tormenta, preanunciando lo que pasaría la noche siguiente. Presentó los temas de sus dos discos solistas haciendo hincapié en el último de ellos, “Los Rayos”. Como siempre discutió con el público que entonaba el estribillo de “Yo no me sentaría en tu mesa” de los CADILLACS. Algunos de los temas: “Vamos”, “Los caminos de la vida”, “Se despierta la ciudad” y “Tiburón”.

Mientras tanto, en el escenario Topline, la gente de CUENTOS BORGEANOS brindaba un intenso set en el que presentaron las canciones de su recientemente editado “Misantropía” más alguna versión, como la de “Paseo inmoral” de GUSTAVO CERATI, que ya habían hecho en el Quilmes Rock. En el escenario de rock y blues brilló BOTAFOGO quien con su virtuosismo, su carisma y sus buenas canciones supo entretener a la audiencia.

Las dos noches anteriores habían tenido opciones para que las huestes metaleras disfrutaran. Esta también. Así fue como RATA BLANCA salió a escena con “Sólo para amarte”. Podés amarlos, odiarlos o serles indiferentes pero no podés negar que la banda suena de puta madre y que sus shows son muy buenos. Si a eso le sumamos que en su extensa carrera han tenido más de un hit y que esto es un festival, la combinación de todo esto da lugar a una actuación increíble. “Volviendo a casa” y los dos temas finales “Mujer amante” y “La leyenda del hada y el mago” fueron la prueba de ello.

En tanto LA MISSISSIPPI daba un prolijo set, con temas de su último “Siete Vidas” y un final a puro hit con “El blues del equipaje”, “Un trago para ver mejor”, “Café Madrid” y “Mala transa”. Quizás si hubieran entremezclado sus nuevas canciones con las de antaño hablaríamos de uno de los mejores shows de la jornada. Igualmente fueron ampliamente disfrutados por mucha gente que se quedó en esa parte del predio.

¿Se acuerdan del NRA?

Nuevo Rock Argentino. Allá lejos y hace tiempo había una camada de grupos a los que se les ponía este rótulo y hasta se realizó una gira y un show en Obras. Con comienzos en el sur del Gran Buenos Aires (Temperley y Lanus) las dos bandas encargadas de cerrar el festival fueron EL OTRO YO y BABASONICOS.

Tras la partida de EZEQUIEL ARAUJO, EOY incorporó a GABRIEL GUERRISI, ex BRUJOS y JUANA LA LOCA como segundo guitarrista y a diferencia del Gesell Rock, esta vez se lo pudo ver más suelto. En cuanto al show del grupo este supo recorrer toda la carrera de la banda hasta el recientemente editado “Espejismos”.

El público más teen disfrutó desde el arranque con “10000000” y “Corta el pasto”, pasando por “La música”, “La ola”, “Alegría”, “69” hasta el “Calles” con el que se retiraron del escenario.

El final de la jornada llegaría de la mano de los BABASONICOS quienes dieron el mismo show que vienen dando desde hace un par de años. Basado casi exclusivamente en sus dos últimas y exitosísimas placas para el disfrute de una audiencia con sus oidos edulcorados en FMs de fórmula.

A pesar de eso fue un show entretenido, aunque como siempre corto. “Irresponsable” fue la primera de sus canciones. Se le fueron sumando “Pistero”, “Putita”, “Deléctrico” e “Y qué” con el que se fueron para volver a hacer unos bises, como “La fox”, “Mareo” y “Su turno” con el que se despidieron.

La jornada más diversa dejó un saldo positivo en cuanto a la convivencia de las tribus (mas allá de algún hecho aislado) y en cuanto a las performances de los grupos.
Igualmente, y más aún ahora, me sigo preguntando ¿Cuándo será el día que CATUPECU MACHU cierre un festival?.

53 Comments

  1. marianorojo

    1 enero, 2001 en 00:00

    Este mensaje tiene el simple proposito de el insulto facil, barato y sin sentido, asi que a lo mio: ChicodeRamos que pelotudo que sos por el amor de dios!!!! jajajajaja

  2. gordo_forro

    1 enero, 2001 en 00:00

    Te gusta Catupecu Machu, no? A mi me gustaría que Loquero cierre todos los festivales del año, pero todo no se puede. La nota, como siempre, completita.

  3. Simón

    1 enero, 2001 en 00:00

    Aguante RATA BLANCA carajo!!! La banda con mejor sonido de la Argentina. Levaggi, enseñáles a los giles de Clarín a hacer periodismo. Sos un maestro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *