ACTUALIDAD

A77aque a todo trapo

Por  | 

Obras se llenó de banderas en la noche del sábado para la grabación del segundo disco en vivo de ATTAQUE 77: Trapos, sinónimo argentino de ese pedazo de tela que simboliza la pasión de un fan (de un equipo de fútbol, de un grupo, de un partido o de lo que sea).

La original convocatoria fue un éxito y había más de 250 trapos de todo el país y también de afuera como uno de España, que sobre el 77 rojo tenía un gran toro negro. La que tal vez llamó más la atención fue una con la caricatura de los integrantes de la banda muy bien lograda: los ojazos de CIRO, el gesto serio de MARIANO, la tez exageradamente oscura de CHITTO. Aquellas banderas que no pudieron usarse en esta ocasión, serán escenografía del recital del próximo sábado 28 de abril. En junio el disco ya estará a la venta.

Lo que sin duda tiene de bueno este fenómeno del “vivo” es que el público tiene el placer de disfrutar de un show con gran calidad de sonido y prolija performance. Y así fue en este recital de A77 con un acertado y festejado recorrido centrado en los viejos temas (de los discos Angeles caídos y Amén): “Espadas y serpientes”, “Angeles caídos”, “Hacélo por mí”, “El cielo puede esperar”, “El perro”, “Degeí”, “San Fermín”, “Páginas pegadas”, “Gil”, “Por qué te vas” o “Chicos y perros”.

Entre recuerdos y caras conocidas

La gente, que rebalsó como pocas veces el estadio, estaba eufórica y disfrutó sin problemas de las dos horas de punk. No faltaron los cantitos en honor del recientemente desaparecido JOEY RAMONE (Chequeá El punk está de luto), al que la banda dedicó el show y un tema en especial: “Quieres bailar” de los BEACH BOYS. En la próxima prometieron hacer algún cover ramonero.

El repertorio –distinto al que harán en la próxima fecha- incluyó también los cañeros “El jorobadito” y “Tres pájaros negros”, una potente performance de “Cuanta cerveza”, infernales y pogueros “Cosas que suceden” y “Ya me aburrí”; “Cambios”, “Numancia”, “Héroe de nadie” y temas más nuevos como “Perfección”, “Estrellas”, “Ciruja”, “Nuestros años felices” y “No me arrepiento de este amor” (en el que a Mariano se le rompe la guitarra). También presentaron un nuevo tema: “El abuelo”.

La banda soporte fue KATARRO VANDÁLIKO (en el próximo serán BANGLADESH y THE ROMANTICISTAS SHAOLINS). También acompañaron TUCÁN DE LUXE en teclados (casi un quinto A77), los caños de REY GURÚ y, entre el público, Rodrigo Lara, jugador de la selección mexicana. Hubo invitados reales, como CARCA y CORBATA (ex ANIMAL y ahora CARAJO) y otros que aparecieron misteriosamente sobre el escenario (encapuchados, tirados en el piso, con las manos contra la pared, sin cabeza), muñecos a los que recién sobre los bises CIRO definió como “new missing” (nuevos desparecidos). Teniendo en cuenta la intervención de la agrupación HIJOS, se entiende el inquietante montaje de un show que no careció de voltaje político (bien entendido) y musical.

Florencia Garófalo. De la Redacción de El Acople.

2 Comments

  1. Punk Not Dead

    1 enero, 2001 en 00:00

    YO ESTUVE ahi.. fue una maza… estuvo espectacular

  2. freak!

    1 enero, 2001 en 00:00

    a

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *